Espacio compartido. Con Daniel Rivero.

En este proyecto colateral a la 8va Bienal de la Habana se realizó una instalación colectiva en un agro-mercado  en Cuba. Espacio compartido una pieza realizada específicamente para esta expo. Se trabajó sobre una cortina de baño que entregó la curadora a los artistas.

En nuestro caso lo asumimos como parte del proyecto que veníamos trabajando en conjunto (LORM). Para diseñar esta pìeza “Espacio compartido” también trabajamos a partir de fotografías, y trasladamos la imagen de nuestros cuerpos a la cortina de baño. Incluimos un texto alusivo a nuestra integridad familiar, que contrarrestaban el hecho de estar semidesnudos en un espacio público. Investigando todas las formas y posibilidades que nos ofrecía este material, encontramos unos espacios sellados pero vacíos en la cortina, y los aprovechamos para crear un efecto de encierro, límites  en un espacio angosto. Llenarlos de un líquido de color rojo y crear volumen hizo que surgieran esas rejas, creando así un efecto visual que transmite la idea de inmovilidad, que estás atrapado en ambas direcciones, detrás y delante al mismo tiempo.

Pintada a mano al estilo puntillista, monocromático. Un “sacrificio” técnico pero bien acogido, entiéndase el hecho de tener construir las imágenes punto por punto.

Espacio compartido, tres personas de espalda con los brazos en alto. Un hombre a la izquierda, una niña en el centro y una mujer a la derecha. Con textos en la espalda.
Espacio compartido 2003. Tinta sobre cortina de baño.
1.70 m x 1.75 m.
Espacio compartido, tres personas de espalda con los brazos en alto. Un hombre a la izquierda, una niña en el centro y una mujer a la derecha. Con textos en la espalda.
Espacio compartido 2003. Tinta sobre cortina de baño. 1.70 mx 1.75 m.